Te han invitado a un enlace y estas un poco perdido en cuanto al look de invitado a boda. En este artículo te daremos unos consejos que te irán de perlas a la hora de elegir tu look.

Lo primero que debes tener en cuenta a la hora de elegir tu look de invitado a a una boda es la correcta elección del traje para el evento al que vas a asistir. Variará en función de la época del año y si es de día o de noche. No tienes necesidad de llevar una lana super100% en Agosto ni un tejido ligero en Diciembre, por lo que el primer asunto a tratar es siempre el tejido, para adecuarlo a las condiciones meteorológicas y el clima que vas a disfrutar.

Si la boda es de día te puedes conceder más licencias en cuanto a color y textura. Cuando la boda es de tarde-noche debes elegir siempre un color oscuro: azules marinos, grises marengo, etc… incluso el negro (aunque el negro riguroso es más recomendado para el esmoquin que para un traje con corbata). No optes por un traje de 3 botones (estamos ya en 2017). El traje de 2 botones es un acierto seguro: elegante y atemporal.

La camisa blanca lisa o bien en tonos muy claros lisos o con algún detalle como rayas muy muy finas. Debes elegir un tipo de cuello que se adapte a la forma de tu cuello y cara y debe sobresalir en torno a un centímetro de la chaqueta.

Mundo Accesorios

La corbata es un accesorio imprescindible. Existen multitud de opciones en este sentido según tu personalidad y el look que quieras llevar. Desde tonos sobrios lisos o de rayas que aportarán solemnidad y seriedad, pasando por corbatas de cuadros o estampadas más divertidas que te darán un aire más desenfadado. Debe combinar con el color de la camisa y si quieres que resalte puedes incluir una camisa blanca que hará contraste con la misma y servirá como fondo con el marco que conforman las solapas de tu chaqueta. También puedes incluir una pajarita, en ese caso recuerda utilizar una camisa adecuada para ello. En cuanto a las licencias que puedes tomarte con la pajarita usa las mismas reglas que con la corbata.

Respecto al pañuelo en la chaqueta ten en cuenta que llevarlo a juego del mismo estampado que la corbata ya no se lleva. Debes buscar el contraste o la sintonía (como te sientas más cómodo) pero recuerda: nunca iguales.

Lo importante es la visión de conjunto conseguida con la combinación de los diferentes elementos que componen tu look.

Los zapatos deben ser siempre de piel y combinar con el traje. Así si vuestro traje es azul puedes llevar unos zapatos azules o negros, si el traje es beige puedes utilizar los marrones pero siempre deben lucir nuevos: nunca gastados ni con sensación de mucho uso por lo que siempre es recomendable que vuestros zapatos para lucir en las bodas se utilicen solamente en este tipo de evento para garantizar su durabilidad y aspecto.

Para completar el look solo debéis añadir el cinturon (a juego con el zapato), el reloj (el clásico siempre es un acierto), y los gemelos (apuesta por unos sencillos en plata y acertarás seguro).

Actualmente también tienes la posibilidad de sustituir el cinturón por unos tirantes y concederte alguna licencia con los calcetines. Si los vas a usar lisos siempre del color del pantalón para que cuando estés sentado o se vean den continuidad al mismo. Si eres más osado puedes optar por un calcetín estampado pero recuerda, es una apuesta arriesgada: o aciertas de pleno o arruinas el look.

La regla de Oro

Lo último a valorar es que utilices siempre prendas de tu talla. Para el traje (chaqueta y pantalón) existen diferentes tipos de corte. Los hay más slim  ajustados a tu silueta, más regular, etc… Si te gusta ir marcando un poco no uses un traje regular de una talla más pequeña y apuesta por un traje de tu talla con un corte más ajustado.

¿Sabes que existen distintos tipos de cuello para la camisa? Elige el que más se adapte a tu cuello, estructura y forma de la cabeza… Si dudas entre puño para gemelos o no, definitivamente: puño para gemelos.

¿Y si la boda es en un jardín o me han indicado “smart casual”? En ese caso no es necesario que lleves traje. Prueba a combinar unos dockers o pantalones de lino con un blazer que combine bien y un pañuelo alegre.

Por cierto… ¿Ya sabéis que tipo de despedida le vais a preparar al futuro novio? 😉